Buscar este blog

08 marzo, 2006

CODIGO DE BUENAS PRACTICAS AMBIENTALES

Madrid.- Las contrataciónes que haga el Ayuntamiento de Madrid deberán cumplir un código de buenas prácticas ambientales, según acordó la Junta de Gobierno del Consistorio madrileño. La medida pretende dar respuesta a una de las recomendaciones surgidas de la cumbre Mundial de la ONU sobre Desarrollo Sostenible. Este foro de Naciones Unidas instó a las Administraciones Públicas de todos los niveles a promover políticas de contratación que minimizaran el impacto ambiental en el desarrollo de sus actividades, contribuyendo de este modo a la sostenibilidad local.

Este Código que está dirigido a los servicios y unidades administrativas que forman parte del Ayuntamiento, es de aplicación a todos los contratos sujetos al Texto Refundido de la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas, RDL 2/2000, de 16 de junio, modificado por el otro Real Decreto de 5/2005, de 11 de marzo, de reformas urgentes para el impulso a la productividad y para la mejora de la contratación pública.

“Este Código, por tanto, obedece al firme compromiso del Ayuntamiento de Madrid con el medio ambiente y se plantea la necesidad de crear una herramienta eficaz para que los servicios y actividades municipales tengan el menor impacto posible sobre el entorno, -según informa el director general de Sostenibilidad y Agenda, Angel Sánchez-, avanzar en su responsabilidad social y ambiental, potenciar su papel ejemplarizante frente al conjunto de la sociedad, así como inducir nuevos hábitos y actitudes responsables en la gestión de los recursos que se consumen en el ejercicio de su labor cotidiana”.

Esta es una buena noticia para el ciudadano que se ve tan agredido por unas u otras causas. Las obras siempre numerosas e interminables; la suciedad de las calles con excrementos caninos que los propietarios de perros aun se resisten a recoger, aunque cada vez tienen a su disposición más sanecanes postes con bolsas y papeleras que el Ayuntamiento va colocando mas numerosamente por las calles de la ciudad.

Algo se va consiguiendo y aunque despacio se está mejorando. Si queremos que Madrid sea un ejemplo de ciudad moderna, grata de ser habitada y admirada por cuantos nos visiten, Municipio y ciudadanos no tenemos que bajar la guardia. Uno, con unos Servicios siempre a punto y dispuestos a actuar con prontitud y rapidez. Los segundos con un buen comportamiento ciudadano colaborando así para conseguirlo

Abandono de jardines
A propósito, observamos en todo el perímetro del Hospital Ramón y Cajal, que no existe ni un solo banco donde poder descansar, sobre todo los acompañantes de enfermos que visitan Urgencias. También que de unos meses a acá, la suciedad, botellines vacíos, envases de plástico, hasta algún carrito de supermercado, ropa vieja y otras menudencias se ven por los maltrechos jardines deteriorados por las obras y unas casetas prefabricadas que llevan ya varios años en los jardines y adosadas al Hospital por Urgencias.

Pues, lo dicho, que el Código de Buenas Prácticas Ambientales no sea papel mojado.

1 comentario:

Infoecologia dijo...

Totalmente de acuerdo. La ioniciativa parece positiva, pero el Ayuntamiento debe ser consecuente en todos los aspectos.